Siguenos en: La Caja Tonta, telebasura, cine clásico y barroco, libros raros, deportes épicos, corrupción política, memoria histérica, noticias absurdas

Adiós a un genio: las mejores bandas sonoras de James Horner

Adiós a un genio: las mejores bandas sonoras de James Horner

James Horner fallecía hace unas horas en un accidente de aviación. Deja tras de sí algunas de las mejores bandas sonoras de la historia y un legado inmenso. Ganador de dos Oscars y dos Globos de Oro, su firma aparece en algunas de las películas más exitosas los últimos 50 años. Estas son sus mejores obras.

Titanic

Su obra maestra, y la que le valió un Oscar. Ha sido versionada, repetida y modificada hasta la saciedad, tocada con flautas en colegios y hogares para terror de los vecinos y encumbrada hasta convertirse en una de las bandas sonoras más famosas y reconocibles de todos los tiempos. Hay varias canciones famosas en la banda sonora, desde el tema principal, la suite, alMy Heart Will Go On con Céline Dion y una de mis particulares favoritas aunque no tan conocida, Leaving Port, que suena cuando el Titanic abandona el puerto.

Titanic continúa ostentando el récord de banda sonora más vendida de todos los tiempos.

Braveheart

Braveheart (1995) y Titanic (1997) están separadas por apenas dos años, y la influencia de la primera se nota mucho en la segunda, que tiene sonidos célticos parecidos a los de una gaita, puede apreciarse bien en la suite. Es un recurso que posteriormente haría famoso a Horner. Posiblemente también fue debía su trabajo en Braveheart, como compositor ya consolidado, el que motivó a James Cameron a volver a confiar en él para la Titanic (ya habían trabajado juntos en Aliens 11 años atrás)

Star Trek Wrath of Kahn

En 1982 Horner tenía apenas 28 años. Su carrera había empezado unos años antes con The Lady in Red, que no está entre sus mejores obras pero le ayudó a hacerse un nombre. La película (su slogan es “Ella está hecha de balas, pecado y alcohol de garrafa”) tampoco es una maravilla, en cualquier caso. Un año antes había colaborado con Oliver Stone en The Hand, un auténtico bodrio de pseudoterror que se salva, quizá, precisamente por su banda sonora.

Apollo 13

Annie Lenox puso las voces en dos canciones de la banda sonora de Apollo 13, incluida estaDark Side of the Moon, que referencia al nombre del famoso disco de Pink Floyd, lanzado y grabado de manera casi coetánea (se llevan 2 años) con la famosa misión.

Avatar

Puede que para muchos Avatar sea sólo una versión de Pocahontas con personajes que parecen pitufos, pero a Horner hay que reconocerle la labor soberbia que realizó con la banda sonora acompañando el 3D, los efectos especiales y los paisajes idílicos del planeta Pandora.

Legends of the Fall

Con Legends of the Fall ocurrieron dos cosas: Brad Pitt comenzó a capturar corazones y hormonas (lo complementaría aquel año también con Entrevista con el vampiro) y James Horner firmó una de las bandas sonoras románticas más impecables de todos los tiempos, que encaja a la perfección con el tono de la película y el género western.

An American Tail

El dulce Fievel cantaba este Somewhere Out There en American Tail, una película de animación que, con sus méritos y pese a estar producida por Spielberg, nunca llegó a ser un éxito rotundo.

Cocoon

Dentro de la extensísima obra de Horner aparecen perlas como Cocoon, no tan similares a lo que el compositor había hecho hasta ese entonces. Compuso tanto para esta como para la secuela, mucho menos conocida, Cocoon: The Return.

Aliens

Aliens le supuso a Horner su décima nominación al Oscar y la que es, probablemente, una de las mejores bandas sonoras de toda la saga Alien.

A Beautiful Mind

Basada en la vida de John Nash, que también falleció este año, A Beautiful Mind (una mente maravillosa) consiguió captar a la perfección la mente brillante pero al mismo tiempo esquizofrénica y agitada de Nash.

Una obra colosal

Horner ha firmado las bandas sonoras de algunas de las películas más famosas de la segunda mitad del siglo XX y principios del XXI: Casper, The Amazing Spiderman, Troy, Patriot Games, Patriot Gamesla lista es inmensa.

Fuente: es.gizmodo.com

¿Por qué se usa la Cruz de San Andrés para multiplicar? El origen de los signos

La mayoría de los símbolos utilizados en las operaciones de álgebra son conocidos por cualquier niño, pero por qué se utilizan estos y no otros diferentes es muchas veces un misterio
Foto: ¿Sabes por qué se usa la Cruz de San Andrés para multiplicar? El origen de los signos

Una vez los niños se aprenden los números, comienzan a llevar a cabo operaciones sencillas como sumas y restas. Pero aunque cualquier persona reconozca signos como + y -, conocer su origen es más complicado. En algunos casos la explicación es clara, pero en otros sólo existen hipótesis sobre por qué se escogieron frente a otras opciones. Florian Cajori, uno de los historiadores de las matemáticas más importantes, recoge en su libro A History of Mathematicslas anécdotas detrás de la adopción de algunos de los más comunes.

Los símbolos + y – se popularizaron en la Alemania de finales del siglo XV. El origen de + se encuentra en la abreviación de la palabra et, que significa y en latín, tal y como puede observarse en varios manuscritos de la época.

El significado de – no está claro, y Cajori se limita a recopilar algunas de las teorías. Quizá los mercaderes separaban la tara de las mercancías (llamadaminus por entonces) con un guion. O puede que este signo derivara de un símbolo hierático del Antiguo Egipto. Otros sugieren que los matemáticos alejandrinos Herón y Diofante utilizaban para ello una especie de T que acabó perdiendo la I.

La Cruz de San Andrés, muy usada en heráldica (desde la Ikurriña de Euskadi a la bandera del Imperio español) es el origen del actual signo de multiplicación. El matemático William Oughtred fue el primero en utilizarla en 1631 y desde ahí se tradujo a la × actual. Esta adopción no estuvo exenta de críticas, entre aquellos que defendían que la multiplicación podría confundirse con la incógnita. Debido a ello, matemáticos descontentos como Leibniz introdujeron alternativas como el punto y el asterisco.

bandera-san-andres--644x362

La Cruz de San Andrés, muy usada en heráldica, es el origen del actual signo de multiplicación

Respecto a la incógnita matemática, que también se representa como x, existe una leyenda urbana que asegura que viene de la mala traducción del árabe al-shalan (lo desconocido). Pero la explicación más plausible (y mucho menos romántica) es que Descartes escogió las tres primeras letras del alfabeto para las cantidades conocidas y las tres últimas para las desconocidas.

La explicación tras los signos de división es mucho más lógica. Para separar el dividendo del divisor, los matemáticos hindúes los escribían uno debajo del otro, separándolos por una línea. Más tarde se empezó a utilizar ÷, que hasta entonces se empleaba para restar. Este signo tuvo una aceptación desigual, y aunque muy utilizado en Inglaterra, pocos países latinos lo utilizan.

Países como España utilizan más la barra de división / o los dos puntos (:). El primer caso se trata de un remake de la barra de separación original, colocada en horizontal para poder escribir la operación en una línea, de forma más práctica, como sucede con el resto de operaciones. El segundo es una vez más obra de Leibniz, que pensó que si el punto (.) era una buena opción para la multiplicación, la evolución lógica para la división sería añadir otro.

Tan igual como dos paralelas

El símbolo = aparece por primera vez en 1557 de la mano del matemático Robert Recorde. La explicación que dio el galés es que no existía nada que pudiera ser más igual que dos rectas paralelas. Aunque en su primera aparición era mucho más largo (=======), se acortó progresivamente por comodidad. Este signo no se aceptó de inmediato, sino que se comenzó a aplicar en contextos diferentes. Descartes, por ejemplo, lo utilizaba para referirse a más o menos (±). Llegó a tener cinco significados simultáneos, lo que lo puso en serio riesgo de ser descartado. Sin embargo, durante el siglo XVII fue finalmente aceptado.

El signo = llegó a tener cinco significados diferentes antes de ser finalmente aceptado

Las temidas raíces cuadradas tienen dos explicaciones en cuanto a su nacimiento. Euler pensaba que era una r deformada, la primera letra de radix. Pero su verdadero origen es mucho más sorprendente: un punto deformado. Cuesta de imaginar, pero si se piensa en un punto que se alarga como una nota musical (♪) es fácil de ver cómo surgió.

El número irracional pi (π) tiene también su origen, como la × de multiplicar, en William Oughtred. Este escogió la decimosexta letra del alfabeto griego por un motivo concreto: es la primera letra de la palabra griega para periferia (periphérion).

 

Orson Welles estrenará su nueva película cuando se cumplen 30 años de su muerte

Cuando parece que ya esta casi todo inventado en el mundo del cine, ocurren hechos inesperados que sorprenden como en el caso del afamado y versátil cineasta del S.XX Orson Welles, que a pesar de haber fallecido hace 30 años estrenará película entre este año y el 2016.

Orson Welles estrenará película tras 30 años de su muerteOrson Welles estrenará película tras 30 años de su muerte | Foto: seestrena.com

Se Estrena/ Agencias  |  Madrid  | Actualizado el 05/05/2015 a las 13:42 horas

Orson Welles dejó una película por terminar, ‘The Other Side of the Wind’, más de 1.000 bobinas guardadas bajo llave en un almacén parisino cuyo contenido inédito podríaestrenarse en 2015, 30 años después de su muerte.

El proyecto se rodó entre 1970 y 1976 de manera personal aunque fracasó por falta de fondos, la cinta se centraba en la figura de un legendario director venido a menos después de mudarse a Europa que decide regresar a Hollywood para revivir su carrera, lo que según algunos expertos podría ser de carácter autobiográfico.

El material rodado, considerado un tesoro cinematográfico, ha permanecido oculto desde el fallecimiento de Welles, bajo la custodia de su hija y única heredera, Beatrice, protectora del legado de su padre, quien comparte los derechos con la actriz Oja Kodar y la compañía franco-iraní L’Astrophore.

Finalmente tras varios intentos, los productores Frank Marshall y Filip Jan Rymsza, bajo el sello Royal Road Entertainment, lograron desbloquear la situación en 2014. Esa compañía tiene  permiso para concluir la película, un trabajo que se está ejecutando con discreción.

LA IDEA DEL FILM SURGIÓ A RAÍZ DE UNA PELEA ENTRE WELLES Y HEMINGWAY

En estos momentos se está realizando una labor de catalogación y las bobinas aún se encuentran en París en espera de ser trasladadas a Los Ángeles. Los productores tienen aún pendiente contratar a un editor de primera línea capaz de imitar el estilo de Welles e intuir sus intenciones a la hora de juntar los planos.

“Welles quería que fuera una película de 2 horas”, explicó Josh Karp, una de las pocas personas que ha podido ver parte del metraje y autor del libro ‘Orson Welles’s Last Movie: The Making of The Other Side of the Wind’, publicado en abril y en el que cuenta los rocambolescos entresijos de la producción.

Orson Welles y Hemingway
Orson Welles y Hemingway | Foto: seestrena.com

La idea del filme empezó a germinar en 1937 tras una pelea a puñetazo limpio entreOrson Welles y Ernest Hemingway, un choque de egos en un estudio de grabación de Manhattan. La trifulca acabó entre risas y güisquis, según relató Karp, que señaló lascoincidencias entre el protagonista de ‘The Other Side of the Wind’, Jake Hannaford, y el propio Hemingway.

‘The Other Side of the Wind’ carece aún de distribución aunque se espera que la cinta esté terminada en 2015, pero ya que no existen obligaciones contractuales podría demorar su presentación a 2016.